ESPERANDO A GODOT

Introducción

Atalaya aborda por vez primera una obra de Becket, quien ha sido, sin embargo, un referente en no pocas ocasiones dentro de los procesos de formación e investigación de actores y director, incluyendo una puesta en escena de Nana en 1999.
En escena, cuatro de los más veteranos actores y pedagogos del grupo que, a lo largo de un cuarto de siglo, han tomado parte en la mayor parte de los montajes creados por Atalaya. Ellos son los intérpretes idóneos para esta obra donde el texto alcanza cuotas sublimes entre lo absurdo y la tragicomedia.
El texto sigue con fidelidad al autor (ya que, por otro lado, Becket no permite versión ni adaptación alguna) pero con un ritmo vivo que lo aleja de las visiones demasiado densas y oscuras que tanto se prodigan sobre la obra
becketiana. En el montaje se ha puesto el acento en su carácter de tragicomedia, un estilo en el que Atalaya se maneja muy bien como muestran las versiones de Celestina y Divinas palabras, las dos obras más representadas por Atalaya en toda su trayectoria. En esta ocasión, sin embargo, no aparece el tono telúrico de dichos montajes, sino que predomina un clima que bien pudiera asemejarse a las pinturas de Magrite o los dibujos de El Roto, sin olvidar la influencia del teatro de la muerte y de los objetos de Tadeusz Kantor.

Leer más

La compañía

Atalaya ha llevado a escena a muchos de los más grandes dramaturgos universales: los trágicos griegos, Shakespeare, Rojas, Molière, Brecht, Valle, Lorca, Maiakovski, Müller, Weiss… Tras escenificar en los últimos años tres textos clásicos, que siguieron a tres contemporáneos, «tocaba» regresar a los autores más vanguardistas del siglo XX; no queríamos volver a Brecht, a Lorca o a Valle, Atalaya tenía una «asignatura pendiente». Si con Molière se ha adentrado por vez primera en una comedia, era el momento de transitar el teatro del absurdo y, en especial, su máximo referente: Samuel Beckett, un autor que nunca había formado parte de sus montajes, a pesar de que en muchos talleres de TNT y Atalaya se ha trabajado con textos suyos. Por todo esto se elige llevar a escena la obra cumbre del teatro del absurdo, Esperando a Godot, poco escenificada por el teatro andaluz, que cumple en 2022 y 2023 los 70 años desde su publicación y su estreno.
Para ello contamos con cuatro de los actores más veteranos y con más capacidad para generar la atmósfera tan particular que requiere la obra. Dos de ellos comenzaron en 1995 con Atalaya, otra en 1996 y otro en 2001; es decir que entre los cuatro suman casi cien años en las giras con Atalaya. Ahora, con ese bagaje de edad y experiencia tienen la credibilidad necesaria para encarnar a estos personajes tan especiales como son Vladimir, Estragón, Pozzo y Lucky, cuyo universo no admite caracterizaciones forzadas, tal como exigía el autor.

 

Ficha artística

  • Vladimir: J. Arenal
  • Estragón: M. Asensio
  • Pozzo: M. Reyes
  • Lucky: A. Casado
  • Muchacho: T. de los Reyes (imagen virtual)

 

Equipo

  • Dirección: Ricardo Iniesta y Sario Téllez
  • Espacio escénico: Ricardo Iniesta
  • Composición y dirección musical: Luis Navarro
  • Vestuario: Carmen de Giles y Flores de Giles
  • Maquillaje, peluquería y estilismo: Rocío Ponce
  • Proyecciones y realización escenográfica: Ana Arteaga
  • Movimiento escénico: Juana Casado
  • Diseño de luces: Alejandro Conesa
  • Espacio sonoro: Emilio Morales
  • Video: Félix Vázquez
  • Fotografía: Felipe Varela
  • Gerencia: Rocío de los Reyes
  • Contabilidad: Ariadna Castillo
  • Distribución: Victoria Villalta
  • Producción: Francesca Lupo
  • Proyectos Internacionales: Gracy Jaramago
  • Comunicación: Rocío Claraco
  • Secretaría: Macarena Gutiérrez

Próximas funciones

Oct 01

FLAMENCO KITCHEN EN ALCORCÓN

Teatro Buero Vallejo
Oct 01
Oct 02


Ver gira completa

Calendario

« septiembre 2022 » loading...
L M X J V S D
29
30
31
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
1
2
000